The Three Day Fast

In Esther 4:16 we read of the fast initiated by Queen Esther. “Go, gather together all the Jews that are present in Shushan, and fast ye for me, and neither eat nor drink three days, night or day: I also and my maidens will fast likewise; and so will I go in unto the king, which is not according to the law: and if I perish, I perish.” She needed favor with the king when she stood before him. The purpose of the three day Esther fast is to seek Gods favor in the time of crisis. Are you in trouble? Is your home in trouble? Is one of your kids in trouble? Are your finances in a state of crisis? One biblical reason to fast is when there is trouble in your life.

When trouble and great crisis come, we should not fall to pieces or collapse. We don’t back down when the enemy comes in. We rise up like a flood, come right back at him and say “You think you are bringing a crisis to me. You meant this crisis for my evil, but God is going to turn it around for my good, and this crisis is going to become a blessing.” If you are in crisis, if you are in trouble, if the crisis of depression, hopelessness, or bankruptcy is threatening you; give God a chance. Give God a chance in the trouble. God will turn that crisis and deliver you, just as He delivered Paul in Acts 9. When Paul was converted, the people he used to be with tried to kill him. That’s what you call a crisis. But because he had fasted, God had a plan for his deliverance


El Ayuno de Esther – El Ayuno de Tres Días

En Ester 4:16 leemos el ayuno iniciado por la Reina Esther. “Ve y reúne a todos los judíos que se hallan en Susa, y ayunad por mí, y no comáis ni bebáis en tres días, noche y día; yo también con mis doncellas ayunaré igualmente, y entonces entraré a ver al rey, aunque no sea conforme a la ley; y si perezco, que perezca.” Ella necesitaba el favor de Dios con el rey cuando estaba delante de él. El propósito de los tres días el ayuno de Ester fue el de buscar el favor de Dios en la época de crisis. ¿Tienes problemas? ¿Tienes problemas en tu hogar? ¿Uno de sus hijos está en problemas? ¿Tus finanzas están en estado de crisis? Una razón bíblica para ayunar es cuando hay un problema en tu vida.

Cuando vienen grandes crisis y problemas, no debemos caer a pedazos o colapsarnos. Cuando el enemigo venga no debemos mirar hacia atrás. Debemos levantarnos en medio de la tempestad y decirle “tú piensas que me estas trayendo crisis, pero lo que tú haces para mal, Dios lo a voltear para mi beneficio, y esta crisis se va a convertir en una bendición.” Si estás en crisis, si estás en problemas, en depresión, si este desesperado o tus finanzas están a punto de la quiebra dale a Dios una oportunidad. Dale a Dios una oportunidad en el problema. Dios quiere liberarte de toda crisis, de todo problema, así como libero a Pablo en Hechos 9. Cuando Pablo se convirtió, la gente con la que convivía antes trato de matarlo. Pablo en realidad estaba en crisis. Pero avía ayunado y Dios tenía un plan librarlo.